Almanaque literario de Jalisco: un reto textovisual

Almanaque literario de Jalisco: un reto textovisual
Retratos personales y un juego antropológico-literario de la región​
Biblioteca de México. Foto: Miguel Asa

Los cerros inclinan la cabeza
y alguien dice en la noche creciente:
“viene la muerte cantando
detrás de la nopalera”.
La luna de noviembre es un gran cráneo
y el país entero llora de risa.
Hugo Gutiérrez Vega

Uno piensa que la poesía no tiene cuerpo, pero tiene muchos. Otras veces uno cree que la novela es y que se desprendió de una comunidad terráquea. Muchas, abrimos libros, abrazamos a los contextos y a los personajes y todo se vuelve parte de nosotros. Pues así es. Y hemos de pronunciar la oportunidad de apreciar, olfatear, sentir y vibrar, a cada una de las voces que nos acompaña en el día a día en las calles de Guadalajara y en el resto del Jalisco.

Sabemos del trabajo que esto implica. Así mismo, reconocemos que es una inversión en equipo integrado por colaboradores, compañías diversas y aliados de distintos rubros, y por ello, comenzamos este ejercicio textovisual para dar paso a un Almanaque literario de Jalisco

Durante el silencio mundial nos preparamos e hicimos de nuestra guarida una caja de emociones, sentimientos y pensamientos. En cada una de nuestras líneas hemos contemplado las letras, las artes y las rutas, pues nuestro factor innovador nos indicó la acción de unir muchas experiencia en vida y las queremos compartir de una u otra manera. 

Desde el sabor de nuestros viajes hasta el destino toda la comunidad pensamos en esta línea. Antes que todo, gracias a las personas que cumplieron, fueron parte de nosotros y que motivaron nuestro crecimiento, a sus espíritus, gracias. 

A casi 15 años como proyecto independiente, damos paso a conocer las líneas literarias que surgirán de este viento en nuestro papalote con su estilo propio, muy mexicano y libre. Hoy somos una voz de todos las y los escritores que compartimos y buscamos la libertad del verso, de los poemas, de las y los poeta, de los grupos, pues sí, así como suena, nosotros, en la escritura de toda nuestra comunidad, sin ton ni son, por la libre y sin cuota, sin demos, y todo ello, desde nuestra independencia amigable y social. 

Sea usted parte de este Almanaque que arrancó con algunos poetas locales, nacionales y extranjeros para conformar nuestra línea editorial. Gracias por esta situación a Frydha Victoria, Giselle Lucía, Rossana Camarena, Luis Armenta Malpica, Fabiola Lizette, Renata García,  Françoise Roy, Carmen Villoro y Alexandro Castro, por permitirnos en vida hacerlos parte de nosotros, y Ángel Ortuño, Víctor Pazarín y Ayari Lüders, por haber compartido en algún momento con nosotros su ser y su poesía. Así pues, comunidad lectora, creamos esto para trabajar, sí, escribir y retratar, desde nuestras posibilidades, a todos estos personajes de nuestro contexto. Comenzaremos por nuestra ciudad, para poco a poco, y si el tiempo lo permite, tener muchas fichas desde nuestro estudio que hemos querido ver como un juego. 

Somos dos los encargados de este proyecto mancuerna, Naomi Greene, desde la fotografía antropológica, y Miguel Asa, yo, desde la literatura experimental. Solicitamos disculpas a quienes hemos retrasado, pues esto es un proyecto de vida y de suma organización. A partir de agosto de 2022, cada pieza, aunque regional, es la partitura de los nopales, las mesas, los silencios y los barriles que nos integran. Disfruten ustedes del trabajo que hemos estado preparando desde meses atrás como un ejercicio humano, cercano y voraz.

Vamos a ser precisos, gracias por escribir en Jalisco, hoy nuestro trabajo es obra; ustedes, nuestra profunda inspiración. 

Día Mundial del Libro 2022: 2 mil ejemplares de una voz

Día Mundial del Libro 2022: 2 mil ejemplares de una voz
Una repartición de celebración más de nuestra insignia
Por favor, lea poesía. Foto: Beatriz González

La orquesta afina
es hora que acabes de peinarte.
Eres el trompo endémico
que gira su madera
sobre la tierra seca.
Jorge García Prieto

Nos acordamos del libro cada vez que la nostalgia nos vuelve y nos llena tanto cada página que cuando menos te lo esperas, tu vida misma ya es uno. Por ello, celebramos el Día mundial del libro con una repartición como en los viejos tiempos. En el maratón de lectura que organizó la Feria Internacional del Libro de Guadalajara (FIL), con Ensayo sobre la ceguera, obra del portugués José Saramago, nos dimos la oportunidad de volver a las calles de nuestra ciudad. 

Las enfermera poéticas. Foto: Beatriz González

Y es que no sólo celebramos ese día tan importante, sino que también nos permitimos encontrarnos con las y los lectores, de distintas edades, de diferentes perspectivas y de variadas emociones, todo, en medio de un abril lleno de calor, color y amor, mes en el que nuestra ciudad inició con su nombramiento como Capital Mundial del Libro, enorme premisa que recibió por parte de la UNESCO y que permitirá que todo el año la ciudad se llene de acciones en relación al libro y sus contextos. 

Los personajes. Foto: Beatriz González

Un Hombre Araña que bailaba con nuestra calcomanía como la chica usuaria de Mi Bici que se detuvo a recibir nuestro pequeño obsequio fueron parte de las muchas personas que nos abrazaron y que agradecieron nuestra pequeña labor. Así mismo, colaboramos con la Feria Municipal del Libro de Guadalajara al dejar algunos de nuestros ejemplares en algunos locales de editoriales participantes, mismas a quienes agradecemos por seguir a nuestro lado y persistir, con nosotros, en este movimiento. 

Amistad es poesía. Foto: Beatriz González

Repartir 2 mil ejemplares de nuestro lema nos hizo volver a la jugada, a compartir sonrisas, a redimensionar nuestro gusto por la lectura, por la escritura y sobre todo, por el amor a la vida. Entre un centro citadino lleno, caminamos entre los tumultos de personas con la gana de generar nuevos públicos e invitar a la hermosa dimensión que es la literatura, esto desde nuestra inversión de tiempo, esfuerzo y dedicación.

Nuestro movimiento sigue, y con ello, buscaremos permanecer el tiempo que sea necesario, después de más de 300 mil ejemplares. Gracias por recibir nuestro mensaje, que independientemente de que sea una creación propia, ha sido importante su diversificación. Al día de hoy, nuestro crecimiento ha sido gracias a toda nuestra comunidad, la que nos ha permitido que este proyecto que comenzó como un jugueteo universitario, sea, hoy por hoy, una voz creativa de las letras, las artes y la movilidad. Por favor, cultura. 

 

Ediciones El Viaje. Foto: Beatriz González
La Rueda Cartonera. Foto: Beatriz González
Ediciones Arlequín. Foto: Beatriz González
Proyección Literaria. Foto: Beatriz González